Cross Country Enduro y all mountain

Diego Arias de Ciénega para el mundo 

Por: Edwin Herrera Bartolo 

@EdwinHerreraBar 

Creditos fotos del team @hubbers_polimedical 

Diego Arias es un “pelao” que nació en Ciénega, Boyacá, campesino de pura cepa, quien jamás llegó a pensar que sería subcampeón mundial de ciclomontañismo en la modalidad de Maratón en la Isla de Elba, Italia, en el 2021.  

El hijo de doña Alicia Cuervo, quien ni por equivocación descuida sus vaquitas y de Benjamín Antonio Arias Espinel, a quien lamentablemente el cáncer se lo llevó con tan solo 51 años, cuando Diego solo tenía 21, nos habla de sus inicios, su actualidad y su futuro en este difícil deporte de las ruedas gordas. 

 

“Yo empecé a correr ciclomontañismo un poco tarde apenas a los 20 años, de pelao alcancé a participar en carreras prejuveniles y juveniles de ruta, pero la verdad no era tan constante ya que en principio mi familia no me permitía dedicarme a la bicicleta de lleno, ayudaba en las labores del campo, estudiaba e intentaba correr, incluso a los 18 años corrí la Vuelta del Porvenir, pero de ahí el apoyo para pasar a la categoría Sub-23 era muy poco, entonces me retiré”.  

Después de esas experiencias iniciales, Diego se dedicó a trabajar en un asadero de pollos de un primo en Bogotá, fue domicilio, cajero, mesero, también aprendió a hacer pizzas, perros, hamburguesas, pero estando ahí las ganas de correr nunca lo abandonaron por lo que decidió participar en carreras de MTB, con el patrocinio de los dueños de los asaderos. 

“En el año 2007 me fui para Bogotá a trabajar a un asadero de pollos de un primo, Soy Sabor, en San Cristóbal Norte en Bogotá, un pollo exquisito, y él al ver mis condiciones deportivas, en compañía de tres personas más: William Goméz, Alejandro Gómez y Felipe Soler, todos de Ciénega, me dieron el patrocinio, formamos el Jhon Team Broaster Bogotá, y empecé a ir a las competencias de MTB, recuerdo que había muy buen fogueo: Abierto Andino, Copa Cundinamarca, Copa Bogotana, Copa Boyacá y Copa Colombia, competía cada 8 días y me iba muy bien”.

A Arias también lo conocían porque se transportaba en una motico Bóxer, amarraba la bicicleta atrás y llegaba a las carreras, el primer año corrió en Senior, era muy malo para bajar, y las carreras ya tenían su técnica, al inicio tras un año sin montar fue duro, pero en el ascenso se defendía muy bien, mejoró rápido y empezó a ganar casi todas las competencias, para el siguiente año le cortaron el chorro en Senior y le tocó pasarse a Élite a los 21 años, en adelante todo fue en ascenso deportivo.  

Ya para la temporada 2008 fue el señor Roa de Ciclocross quien comenzó a patrocinarlo y empezó a correr con Orbea, le pagaba para ir a la Copa Colombia, le daba viáticos y se convirtió un excelente apoyo.  

“Después de eso comencé a correr con GW Bicicletas, ya el apoyo de mi familia era diferente, me iba muy bien y hacía lo que me gustaba, mi papá empezó a encarretarse con el tema ya que en mi familia no había deportistas, solo jugadores de tejo ocasionales, eso lo motivó mucho y comenzó a acompañarme a muchos lugares”.  

Fue en el año 2012, cuando los esfuerzos de su trabajo brindaron frutos reales, tras los buenos resultados en Colombia, el equipo europeo Scapín, puso sus ojos sobre Arias, y tuvo la oportunidad de medirse ante los extranjeros en Toscana; al año siguiente volvió a Europa, pero esta vez de la mano de KTM haciendo dupla con Jhon Botero, allí permaneció dos temporadas logrando buenas figuraciones y ganando experiencia en Monza y Milán, que son como el centro de operaciones de las competencias en Italia.  

 

“En el 2015 empecé a correr con Reparto Sport Leecougan, ahí estuve también en 2016, ya en 2017 a Giant y al siguiente año nos fusionamos con Polimedical,  hasta hoy seguimos con el mismo director y ahora corremos con Hubbers un patrocinador que tiene su propia tienda de bicicletas en Dubai, pero en realidad son bicicletas artesanales italianas”. 

Se podría decir que 2021 ha sido hasta el momento la mejor temporada de Arias en Europa, en el cual ha dejado la bandera en lo más alto con el subcampeonato mundial en la Isla de Elba en Italia: “el reconocimiento de la gente ha sido muy especial hacía mí, me he sentido muy halagado, soy afortunado, charlo con la gente y les mamo gallo, los italianos me quiere mucho , me buscan, me saludan, me piden fotos, me dan aliento en la competencia, al igual que en Colombia, la medalla de subcampeón mundial me cambió un poco la vida, pero vamos por más en los mundiales, quiero luchar una camiseta arcoíris, la moral es alta y vamos a meterle con todo para buscar el objetivo”. 

 

El presente 

El sueño arcoíris para Diego deberá esperar un poco ya que en el inicio de la actual temporada el boyacense sufrió fractura de la mano izquierda con compromiso del quinto metacarpiano, el equipo no quiere apresurarlo, pretenden que se recupere bien, y muestra de ello es que se eligió una técnica de operación un poco más demorada en recuperación, pero menos invasiva. 

“La carrera salió controlada, pero partí con la sensación que la bicicleta tenía algo mal, comencé a avanzar posiciones hasta llegar a punta de carrera, seleccionamos el grupo, me paré en pedales para tratar de entrar adelante al sendero, pero apenas me meto adelante sentí un salto de cadena, me fui de frente por encima de la bicicleta y caí sobre mi mano izquierda, las gafas y el casco me salvaron de algo peor, es la primera vez que sufro una lesión seria, ahora llevo tres semanas y tres días desde la cirugía”.  

En la actualidad el subcampeón orbital se encuentra en plena recuperación, entrenando en casa con rodillo y un adaptador al manillar tipo crono, para no tener que apoyar mucho la palma de la mano y a la vez no perder tanto la forma, todos los días su esposa Yesica Pulido Lemas, quien además es fisioterapeuta, le ayuda con las curaciones y las terapias, Arias espera poder volver a la competencia en el mes de mayo.  

“Estoy con mi esposa, ella es fisioterapeuta y me ha apoyado bastante en esta recuperación, ha estado a mi lado, me ha hecho sufrir un poco con las terapias, pero ha sido un tremendo apoyo, tener la pareja es un punto alentador cuando uno está tan lejos de casa”. 

Diego ha tenido la oportunidad de medirse y ser compañero de los mejores de Colombia en esta disciplina, uno de los que ha aportado bastante a su carrera es el doble campeón mundial Leonardo Páez: “ese es un hueso duro de roer, de él aprendí mucho sobre la motivación para entrenar, el porcentaje de sufrimiento que logra uno aguantar en una competencia, él le ha tocado duro por las lesiones, pero es muy juicioso y disciplinado, espero poder darle buenas batallas con la competencia”.  

A la hora de analizar sus rivales colombianos para las carreras salen a relucir nombres como los de Luis Mejía, Fabio Castañeda, Leo Páez, Camilo Gómez y su mismo compañero de equipo Duván Peña que es bueno en el Cross Country y tiene talento para Maratón, incluso lo da como una posible carta para los Olímpicos 2024. 

 

Hacia dónde vamos

Para Arias los Juegos Olímpicos se han convertido en una opción, aunque sus entrenamientos están más dirigidos al maratón, él no los descarta, aunque no es nada fácil porque los jóvenes vienen demostrando grandes cualidades y ellos tienen la chispa para botarla toda en una hora y media de competencia, mientras que la técnica de Diego es distinta, le rinde mucho después de las dos horas. 

Lo próximo será el 18 de junio, la Sella Ronda Hero, en donde fue tercero y cuarto en las últimas dos ediciones, en mayo hay una UCI Maratón en Italia, todo depende de las próximas dos semanas de recuperación de la lesión, y además tiene carreras por etapas en la primera semana de junio, en la isla de Cerdeña, 4 días en los que van a hacer 300 kilómetros, en los cuales espera recuperar fondo para la Sella Ronda, una competencia de 4 horas 40 minutos de duración promedio, con 4000 metros de ascenso.  

Su visión sobre el MTB nacional: “Hace falta más fogueo y patrocinio, necesitamos empresas haciendo eventos y que la Federación y los departamentos hagan competencias para que los deportistas mejoren y salgan más talentos, la materia prima está, falta apoyo, hemos mejorado, pero hay que trabajar demasiado para llegar a estos niveles”.  

Finalmente, Diego Arias envía un saludo a todos los seguidores de las ruedas gordas y flacas del país y les agradecer por apoyar el deporte, también los invita para que lo sigan alentando en las competencias y lo chequeen en sus redes sociales Diego Arias en Facebook y en Instagram @Arias3569. 

Su bicicleta actual 

Marco artesanal italiano con doble suspensión Hubbers, ruedas italianas spacecarbon, medidor de potencia SRM, bielas de Look, cambios Shimano XTR, frenos XTR, suspensión RockShox, mono Suntour, sillín Selle Italia. Componentes Gist, zapatillas Northwave, y los uniformes AJO Cycling que son de Cerdeña.  

¡Ver revista completa aquí!

Descubre Mas

Suave y Rápido Como La Mantequilla

Revista My Bike

Compra online y recibe en casa o en tu tienda Specialized favorita.

Revista My Bike

Specialized con El Gambit y El Tactic redefinen el confort en DH y Enduro

Revista My Bike

Dejar un comentario

No hemos podido validar su suscripción.
Se ha realizado su suscripción.

Suscríbete a la comunidad

Suscríbase a nuestra newsletter para recibir nuestras novedades.

Abrir chat
Revista Ciclismo