MTB

Técnica: ¿por qué ir a un taller de ciclo montañismo?

porque_ir_taller_ciclomontañismo_my_bike

No necesariamente ser rider hace que usted conozca de pies a cabeza el estado de su bicicleta. Visite con regularidad un taller de ciclomontañismo para que un experto la ponga a tono.

La primera vez que realicé un descenso en bicicleta por un sendero rocoso sentí algo de miedo. Hasta entonces me había dedicado a practicar Cross Country con mi bici de montaña y, mis amigos y yo, nos empeñábamos en recorrer carreteras destapadas y pavimentadas con el fin de mejorar nuestros tiempos. Pero un buen día, un colega del trabajo me invitó a lo que él llamó “un ciclopaseo en Suesca”. Reconozco que el nombre lo hacía ver fácil, así que me inscribí y ese fin de semana me presenté temprano en el punto de encuentro acordado.

Cuando estuvimos en Suesca, ascendimos por una carretera destapada – hasta ahí todo iba bien – y yo presumía de mis habilidades como escalador, arribando con el primer grupo. Desde la cima, contemplé la carretera e imaginé un descenso por el mismo camino. De repente nuestro guía – que no era otro que William Colmenares de Bayú Técnicos en Bici – dio una explicación sobre control de la bicicleta, que yo atendí descuidadamente. De un momento a otro, todos empezaron a descender por un camino rocoso que atravesaba un bosque de pinos y eucaliptos.

Como no conocía el lugar, no tenía otra escapatoria que seguir al grupo. Pero era la primera vez que tomaba un descenso técnico con esas características. La adrenalina me mantuvo a salvo y traté de esquivar los obstáculos que pude. Me bajé de la bicicleta más de una vez, mientras contemplaba cómo los demás esquivaban y saltaban los senderos, jugando con sus bicis. Allí entendí las diferencias entre el Cross Country, el All Mountain y el Free Ride que, para entonces, eran nombres desconocidos para mí: un aficionado a las carreteras destapadas y al ciclismo de ruta. Aquí no se trataba de hacer un Sprint o una fuga, ni de restar tiempo, sino de sacarle el máximo provecho al terreno, experimentar con la bici y superar los obstáculos.

Besé el piso y comí polvo más de una vez. Llegué con algunos raspones originados por la falta de rodilleras. Heridas que me causó mi propia bicicleta con golpes de pedal y un retraso de varios minutos.

La primera conclusión que saqué fue la de salir a aprender y practicar más de estas modalidades de ciclismo. Afortunadamente, desde hace un año se han creado clubes y grupos de ciclistas interesados en mejorar sus técnicas de montar, de modo que hoy es posible encontrar desde entrenamientos básicos hasta cursos avanzados. Bayú organizó uno de ellos hace pocos días, el cual contó con la presencia del corredor profesional Mauricio Estrada – uno de los corredores de Downhill más destacados del país – como instructor. De hecho, esta actividad fue su despedida del país, dado que el profesional se marcha a Estados Unidos para trabajar en el diseño de bicicletas.

El panorama cambia cuando un experto explica las técnicas de control de la bicicleta – paso por paso – y se entienden las razones de por qué puede o no caerse un ciclista cuando intenta hacer un descenso por terrenos irregulares que no son carreteras. Bajar por pequeños montículos de tierra, bordos y baches pronunciados que – tal vez – al observarlos no parecen caminos, se puede lograr con algo de técnica y de práctica.

En un taller como este – y en el mercado hay muchos en oferta, organizados por distintos clubes de ciclo montañismo – se disponen de distancias cortas en las que el ciclista puede probar, una y otra vez, las distintas técnicas hasta dominar la bicicleta. Es una experiencia que recomiendo para todos los ciclistas interesados en recorrer montañas y senderos. Una capacitación que asegura disfrutar, cada vez más, de este deporte. Los detalles de cómo estuvo organizado el taller se pueden ver en esta galería de fotos.

Lo mejor es que la clase termina con un recorrido de prueba en el que se aplica todo lo aprendido. Fue curioso – y a la vez gratificante – que en este caso volvimos a recorrer esa ruta que hace más de un año conocí. Pude notar la diferencia. No me bajé de la bicicleta en esta ocasión. Solo tuve un raspón y llegué a la meta sin retrasos.

Gabriel Pineda Arteaga
Fotos: Foto: JEANPRADOPHOTO, CAMILO TORRES

Descubre Mas

La nueva Turbo Levo SL 2020, una bicicleta eléctrica para seguir amando la montaña

Felipe Jose Gomez

SABANA RACE LA UNICA CARRERA XC MARATHON EN LA SABANA DE BOGOTÁ.

Felipe Jose Gomez

El español Jordi Bago compartió sus conocimientos de MTB Enduro con riders de las principales ciudades en colombia

Felipe Jose Gomez

2 comentarios

Oscar Gonzalez 4 Septiembre, 2014 at 12:56 pm

Que buen tema, por casualidad, seria posible hacer un taller de ese tipo en Subachoque Cundinamarca? les aseguro que les iría muy bien y de paso aprendo.

Responder
mybike 4 Septiembre, 2014 at 1:15 pm

Estamos deacuerdo Oscar

La sabana de cundinamarca tiene todo para explotar el ciclismo, ademàs de talleres bike parks y escuelas.

Responder

Dejar un comentario

Login

X

Registarsse